MENU

Veinte fotografías de un reportaje de boda intenso, a su vez muy relajante fotográficamente hablando, fotografiar las doce horas aproximadamente que estuve con Amparo y Santi, con sus respectivas familias por supuesto, es un gran esfuerzo, claro que lo es… más cuando se tiene total libertad de acción fruto de la confianza depositada en uno mismo, hay que decir que compensa, vale la pena, pues los momentos buenos de disfrute y paz fotográfica son muchos y nunca se olvidan. He aquí una pequeña selección de imágenes, podrían haber sido muchas más, Amparo y Santi lo saben. Un fuerte abrazo amigos, os deseo lo mejor.

Tomás Badía

Comments
Add Your Comment

CERRAR